La Motivación 16

Bueno, bueno, cuantas cosas, no nos perdamos, aunque las apaciencias engañen.
Somos poseedores de nuestra mente. Usémosla.
EL PROCESO MOTIVACIONAL
Después de desmenuzar los aspectos de activación y dirección de la conducta motivada, así como los determinantes internos y externos que intervienen en el proceso motivacional.
El Proceso Motivacional para Reeve (1994):
Define la Motivación como un proceso dinámico
Estima que el proceso motivacional está formado por cuatro fases:
  1. *Fase Anticipación— La persona tiene algunas expectativas de la emergencia y/o satisfacción de un motivo.
  2. *Fase Activación y dirección— en la que el motivo es activado por un estímulo y dirigido hacia un objetivo.
  3. *Fase de conducta activa y de retroalimentación del rendimiento en la que el individuo realiza las conductas dirigidas hacia el objetivo, que le permiten aproximarse o alejarse según la información que obtiene sobre los resultados de su propia conducta.
  4. *Fase de resultado—en la que se sienten las consecuencias de la satisfacción del motivo escogido.
El proceso motivacional es un proceso dinámico, que tiene como principal función aumentar la probabilidad de adaptación, (relacionado con la supervivencia de la especie y el crecimiento potencial del individuo incluyendo su dimensión social), de la persona a su entorno.
¿Qué ocurre desde que un estímulo o necesidad es detectado por la persona hasta que se consigue satisfacer dicha necesidad?
Exponemos tres explicaciones que intentan argumentar los pasos que ocurren dentro de este proceso.
  1. La secuencia del proceso motivacional según Deckers (2001)

En 2001, Deckers presentó una secuencia que establecía los tres momentos del proceso motivacional:

  1. La elección del motivo se refiere a la selección del objetivo de entre los que compiten para conseguir su satisfacción.La elección del motivo es sólo el primer paso. La opción elegida dependerá de:
  • la intensidad del motivo
  • de lo atractivo que resulte
  • de la probabilidad subjetiva de éxito
  • de la cantidad de esfuerzo que estime necesario para obtener el objetivo

  1. Las conductas instrumentales son aquellas actividades que realiza una persona para satisfacer un motivo y conseguir el objetivo elegido. La persona decidirá qué tipo de actividades tendrá que desarrollar para conseguir el objetivo. Las conductas instrumentales son un aspecto importante, se consideran el enlace entre el motivo escogido y la satisfación conseguida. Los tres aspectos más importantes de la conducta instrumental a considerar son:
  • Duración: cantidad de tiempo que una persona deberá dedicar a conseguir satisfacer un motivo.
  • Frecuencia: tasa de participación en un comportaiento determinado, cuanto mayor sea la frecuencia de la conducta instrumental para conseguir el objetivo, tanto mayor será la motivación de esta persona.
  • Intensidad: magnitud o cantidad de esfuerzo necesario para llevar a cabo la conducta instrumental, varía directamente con la motivación.

La combinación de estos tres aspectos de la conducta instrumental, configuran la persistencia de la persona en la consecución del objetivo elegido.

  1. La realización de la conducta consumatoria representa la finalización del proceso motivacional , puesto que la secuencia conductual termina con la consecución del motivo satisfecho, que es siempre el objetivo final del proceso. ¿Qué aspectos del objetivo final debemos tener en cuenta para obtener una mejor comprensión de que la persona está realmente motivada?
  • Primer aspecto: Examinar las propiedades físicas del objetivo, cantidad, calidad, valor.
  • Segundo aspecto: Realización de la conducta consumatoria que pone fin a la secuencia conductual. La ejecución de la conducta consumatoria completa la secuencia motivacional a través de la satisfacción del motivo.
  • Tercer aspecto: Examinar los sentimientos subjetivos de la persona con respecto a la satisfacción del motivo, es decir qué tipo de sentimientos ha tenido al completar el objetivo. Se constata si la persona, mediante conductas instrumentales que ha realizado, ha conseguido satisfacer el motivo escogido o, por el contrario, ha fracasado en su intento. Tanto si lo ha conseguido como si no la persona llevará a cabo sus consiguientes procesos de atribución causal, con lo que decidirá en futuras ocasiones si va a realizar las mismas conductas instrumentales o tiene que efectuar alguna modificación.

  1. El proceso motivacional según Fernández-Abascal (2001)

Este equipo representó el proceso motivacional con un esquema:

Los determinantes motivacionales, tanto internos como externos, provocan en la persona las condiciones necesarias para que adquiera la intención de iniciar una conducta específica, la activación del comportamiento pone en funcionamiento la conducta con una determinada intensidad, al mismo tiempo que la intención también nos indicará la dirección hacia la que la persona debe dirigir dicha conducta. El proceso motivacional se autorregula a través de un sistema de retroalimentación, esto es, la conducta actúa sobre el entorno a medida que vaya obteniendo información del progreso de su ejecución. Los determinantes internos ejercen de tracción de comportamiento, los determinantes externos ejercen de propulsión del comportamiento.

La intención es el factor motivacional que más influye en la conducta, indica con qué intensidad se esta dispuesto a intentar o cuanto esfuerzo se pretende dedicar a ejecutar un comportamiento. En la persona la intención es la responsable última de la realización de una conducta. La intención depende de dos factores:

  • la actitud hacia la conducta, evaluación personal farorable o desfavorable
  • normas subjetivas, creencias que ejercen presión social
  • control voluntario, la libre elección de ejecutar la conducta o no

La activación motivacional es uno de los elementos fundamentales del proceso motivacional, al ser una de las variables responsables del inicio, mantenimiento y finalización de la conducta motivada. Aunque es considerada como una condición necesaria , no es suficiente para que desencadene dicha conducta.

La dirección motivacional hace referencia a la tendencia a acercarse o evitar un determinado objetivo.

En resumen los determinantes internos y externos movilizan la intención de realizar una conducta, con una determinada activación y dirección. Dicha conducta, que interactúa con el medio, produce cambios en la propia intención, creando así un sistema de retroalimentación.

  1. El proceso motivacional según Palmero (2005)

Su propuesta para explicar el proceso de motivación parte de diferenciar dos momentos distintos del proceso:

  • El primero es la toma de decisiones y elección del objetivo
  • El segundo el control del resultado incluye aspectos tan importantes como:
  1. la verificación de la congruencia
  2. la atribución de causas
  3. la generalización de resultados

La secuencia que propone Palmero (2005):

  • -Primer paso ocurrencia o aparición del estímulo:
  1. interno, lo llamamos necesidad al ser carencia de necesidad vital
  2. externo, lo llamamos deseos
  • -Segundo paso percepción del estímulo:
  1. presencia de un estímulo
  2. actuación de receptores específicos
  3. intensidad suficiente para ser captado por dichos receptores

La percepción del estímulo se puede realizar de dos modos diferentes:

  • percepción consciente, la persona detecta la presencia del estímulo, diferentes variables repercuten sobre la percepción, pues reducen o incrementan la disposición de la persona hacia ese estímulo.
  • percepción no consciente de un estímulo externo es capaz de afectar a sus receptores y ser por consiguiente procesado el estímulo, continualdo de igual modo el proceso motivacional.

  • -Tercer paso evaluación y valoración del objetivo:

Permite a la persona decidir qué estímulo es capaz de desencadenar la conducta motivada.

  1. El primer paso del proceso de la evaluación es:
  • Evaluación de expectativas, analizar las características de los distintos objetivos teniendo en cuenta la dificultad.
  • Recursos y habilidades de las que dispone.
  • Esfuerzo que necesita para conseguirlos.
  1. El segundo paso del proceso de la valoración:
  • Escala de satisfacción que los objetivos poseen para las personas.
  • Dimensiones cognitivas de los objetivos.
  • Dimensiones afectivas de los objetivos.
  • Connotaciones negativas que puedan tener en el caso de no conseguir los objetivos.

  • -Cuarto paso decisión y elección de la meta

Para entender cuál de los objetivos se convertirá en meta hay que tener en cuenta:

  1. necesidad/deseo
  2. valor
  3. expectativas

La interacción de los tres factores conducirá a distintas probabilidades de ejecución de la conducta motivada:

  • Cuando son altos tanto el valor y la expectativa
  • Cuando son bajos tanto el valor como la expectativa

Si bien un deseo o una necesidad puede incrementar la probabilidad de ocurrencia de la conducta.

  • -Quinto paso conducta motivada

Elección de las posibles conductas disponibles en su bagaje de estrategias, recursos y habilidades, dependiendo de la situación, circunstancias, y el momento. Es considerada como un instrumento constituido por una secuencia de conductas instrumentales.

Estos cinco pasos del proceso motivacional se inicia con la activación homeostática, general que le permite realizar todos los pasos del proceso motivacional y más específica realizando conductas instrumentales que le acerquen a la meta.

El papel de la dirección en el proceso motivacional empieza cuando se producen los procesos de evaluación y valoración, actuando en dos situaciones distintas:

  • Elección del objetivo
  • Elección de las conductas

Este primer momento del proceso motivacional llega hasta la conducta motivada.

  • – Sexto paso control del resultado

Segundo momento del proceso motivacional, consta de:

  1. Verificación de la congruencia: al mismo tiempo que la persona realiza las conductas instrumentales efectúa un balance de la congruencia entre su situación actual y lo que espera obtener, de modo que cuando la congruencia es máxima la persona continua el proceso.
  2. Atribución de causas: pretende que la persona sea consciente de lo apropiado que fue la elección de la meta, establecer lo antes posible la convicción de que esa conducta es apropiada, que son adecuados los criterios utilizados para la elección de la meta, y el esfuerzo realizado para la obtención del objetivo.
  3. Generalización, esto permitira a la persona asociar en el futuro las conductas instrumentales utilizadas con objetivos similares a los que obtuvo en esa ocasión.

COMPONENTES DE LA MOTIVACIÓN

BIOLÓGICOS

APRENDIDOS

COGNITIVOS

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s